CÓMO RECORDAMOS MEJOR: Nuevo descubrimiento de la Neurociencia.

En la Universidad de Bristol de Gran Bretaña  han investigado por qué reconocemos la cara de alguien; pero no podemos acordarnos de como se llama.

°°°_ ¿Como se llama? Hum… Empieza con B….No con J….No con P….No con B…. Era Bobo….No, no es Bob….

Algunos hombres tienen una memoria colosal.

Por ejemplo se dice que Napoleón Bonaparte era capaz de recordar la cara,  y  el nombre de todos sus soldados.

Una vez que revistaba las tropas al ver el rostro de uno de sus soldados  NO SE PUDO ACORDAR EL NOMBRE DEL SOLDADO, y ahí mismo Napoleón ordenó que lo fusilaran:

_ De ése no sé el nombre entonces no puede ser uno de mis soldados,  tiene que ser  un enemigo porque yo me acuerdo de todos mis soldados.

Pero no no distraigamos con disgresiones, y nos olvidemos de recordar lo atinente a este descubrimiento.  

Los resultados de esta investigación que fuera de broma es muy importante,  si mal no recuerdo  fueron publicados en un órgano científico el  Journal of Neuroscience.

Los autores de este estudio recuerdo que  fueron dos científicos. Supongo que este recuerdo es fiel. ¿Cuando lo leí? No recuerdo. ¿Dónde? Tampoco. Menos recuerdo los nombres…

Parece ser que las caras de las personas las reconocemos mejor si además de lo visual contamos con otros datos tactiles, auditivos, etc.

Y especialmente los referentes a DÓNDE y CUANDO conocimos por primera vez esos rostros.

No es que yo quiera acordarme de ciertas caras; pero este descubrimiento puede serme útil para acordarme de la mía sin asustarme en el espejo.

Parece ser que diversas zonas de nuestro cerebro  intervienen en red al momento de aprender y de memorizar, o sea actúan en forma cooperativa.

Estas zonas cerebrales intervienen conjuntamente, no en forma individual, por lo que supongo que deben saber que la “unión hace la fuerza”.

Para recordar algo,  no solamente es importante saber DONDE estuvo ese algo, sino CUANDO. 

Esto indicaría que ubicamos un recuerdo sirviéndonos de lo ESPACIAL y de lo TEMPORAL.

Veamos un caso concreto, y práctico.

Dejé mi coche estacionado en una calle de una ciudad cualquiera que no conozco, y zas no me puedo acordar en qué calle (DONDE) dejé estacionado el auto porque a la ciudad no la conozco.

Para ayudarme a recordar me convendría pensar no solamente en el DONDE sino en el CUANDO.

Por supuesto, habrá que esperar que pueda organizarme un poco, y pensar en ello. Primero tengo que buscar la ciudad que no conozco,  luego la calle que no conozco, finalmente el auto que conozco.

———–&—————–

Anuncios
Explore posts in the same categories: Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: